Archivos Mensuales: octubre 2017

Cuéntamelo: concurso de relatos

I CONCURSO DE NARRATIVA

CUÉNTAMELO

Relatos para la tolerancia en un mundo sin fronteras

El Programa de Atención al Inmigrante y la Concejalía de Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Armilla, el IES Luis Bueno Crespo y el IES Alba Longa convocan el primer concurso “Cuéntamelo: Relatos para la tolerancia en un mundo sin fronteras” de relatos que contribuyan a mejorar la convivencia intercultural de acuerdo con las siguientes

BASES

1. Podrán optar al premio todos los alumnos y alumnas matriculados en cualquiera de los dos IES de la localidad, con obras escritas en castellano, inéditas y que no hayan sido premiadas anteriormente en ningún otro concurso o presentadas a un premio por fallar en las mismas fechas.

2. La extensión de las obras será de un máximo de 5 páginas tamaño DIN A4 en un cuerpo 12 Times New Roman, por una sola cara, numeradas y que contengan entre 30 y 35 líneas escritas por página. Sigue leyendo

Anuncios

Los pasos encontrados 2

9788402063748-es-300.jpg

¿Por qué Los pasos encontrados? Detrás de la puerta secreta del fondo de nuestra biblioteca descansan buen número de libros clásicos. También traeré aquí algunos de ellos. Como el que da título -al revés- a esta entrada periódica: Los pasos perdidos del escritor del siglo XX Alejo Carpentier. Un novelista con una vida sorprendente que pertenece al grupo de escritores hispanoamericanos que revolucionaron la novela en ese siglo. Como en mi anterior entrada, el protagonista se adentra en la selva para quizás buscar un mundo no contaminado por la civilización, pero también, como siempre que te adentras en la selva, para buscarte a ti mismo. Recordad: está también en la biblio, aunque Carpentier tiene una manera de escribir algo difícil de seguir.

Leer es adentrarse también en uno mismo, desconectar de nuestra vida en sociedad y asomarse a no sabemos nunca qué mundos, hasta que abrimos sus páginas.

Hoy me voy a asomar precisamente a otros mundos, los de la ciencia ficción, que tanto me gustó -y me sigue gustando-. Aquellos libros sobre el futuro que poco a poco ha ido llegando: 1984, 2001… que nos hablaban de viajes por planetas y estrellas que no se han cumplido, pero que no imaginaron lo que nuestros pequeños aparatos portátiles podrían realizar.

Crónicas Marcianas

Ray Bardbury logra con esta novela extraña, casi como un diario de la vida en Marte, hipnotizar al que la lee. No esperéis grandes batallas galácticas. Es un intento magnífico de ponerse en el lugar de los otros, los marcianos, de ver al hombre como el invasor de su mundo, Marte. Me gustó tanto su lectura que, ahora que escribo esto, estoy deseando precipitarme sobre el libro de nuevo (libro que presté y perdí y tuve que volver a comprar, de eso hablaremos otro día). Me trae también recuerdos dobles: la miniserie ochentera protagonizada por Rock Hudson, que parece un tanto hortera al verla ahora, pero que hizo las delicias de aquellos adolescentes que éramos.

top-20-novelas-de-ciencia-ficcion-en-el-cine_czkf

Fundación e Imperio de Isaac Asimov

Asimov es uno de los grandes escritores de ciencia ficción. No hay friqui de este género que no lo conozca bien. Fundación es una de sus sagas de más éxito y profundidad. Cuenta la historia de un matemático que desarrolló un método estadístico para predecir el futuro. De esta manera vio que la desarrollada civilización iba a ir poco a poco desapareciendo y que venían tiempos oscuros. Para evitarlo fundó una colonia de científicos en la periferia de la galaxia: Fundación. El libro que tenemos en la biblio es el segundo de la serie: Fundación e Imperio (sí, recuerda vagamente a Star Wars). La saga tiene varios volúmenes más en los que el lector va de sorpresa en sorpresa. Nunca defrauda.

Alimento para curiosas/os:

Vida y obra de Alejo Carpentier

Crónicas marcianas (la serie)

Antonio Alcaide

(prohibido leer esta entrada y no leer la anterior de Joaquín Medina sobre libros de terror. Fantásticas recomendaciones)

 

 

 

¡Miedo me das! (Lecturas para el Día de los Difuntos)

Ya se va acercando noviembre. El mes más otoñal del año aunque en tiempos como estos que corren el frío no haya hecho aún su aparición. Mes de recuerdo de los familiares muertos y de santos. Mes de adecentar y alegrar con flores las tumbas de los cementerios. Mes de acudir a las confiterías  en busca de esos pastelitos a los que llamamos huesos de santo. Mes de rebuscar por los bosques las castañas que luego, en casa, comeremos asadas y tan calientes que se nos quemarán las manos y la boca. Mes  en el que desde hace unos años  jóvenes y no tan jóvenes festejamos Halloween…

Halloween, curiosa festividad, tan criticada por algunos como  celebrada por otros. Grupos de adolescentes que recorren las calles ataviados con disfraces que oscilan entre lo tétrico, lo macabro, lo sangriento o el despropósito. Competición de maquillajes entre lo efectista y lo terrorífico. Y como fin de fiesta un recorrido por las viviendas cercanas. Llamada a la puerta de los vecinos. ¿Truco o trato? Una carcajada o un desaire por respuesta.

Los que ya vamos teniendo cierta edad observamos con indisimulable distanciamiento esta reciente moda. Moda que, desde luego, si ha venido lo ha hecho para quedarse. ¿Interés comercial? ¿Burda copia de costumbres extrañas? ¡Qué más da! No está la vida como para hacerle ascos a una jornada de fiesta, jolgorio y diversión. Ya pasó el tiempo en el que “las personas mayores” criticábamos “Jalogüín”. Sí, así lo escribíamos y así lo pronunciábamos. En parte por nuestra ignorancia  (… que hasta hace poco los españoles presumíamos de no hablar inglés, ¡esa lengua de piratas!). En parte también para mostrar nuestro desacuerdo con una moda que pensábamos importada. Sigue leyendo

Guía del investigador digital

¿Qué necesitas?

1
Hacer un documento entre varios compañeros
  • Crear en línea documentos, presentaciones y hojas de cálculo.
  • Compartir y colaborar entre varios.
  • Subir archivos ya creados.

 

 


2
Tener un archivo común de documentos
  • Compartir archivos entre los miembros del equipo.
  • Hacer copias de seguridad de tus documentos.
  • Alojar archivos de gran tamaño.

 

 


3
Hacer reuniones virtuales, comunicarnos
  • Crear un grupo para estar comunicados.
  • Mantener una conversación telefónica gratuita, individual o en grupo.
  • Comunicaros mediante videollamada, chat…

 

 


4
Compartir rápidamente enlaces, ideas, noticias…
  • Enviar y compartir un enlace interesante con el resto del equipo.
  • Crear un #hashtag para hacer un seguimiento de los temas que os interesan.
  • Compartir ideas, comentarios, notas…

 

Tomado de la Guía del investigador digital en esdelibro.es

Los pasos encontrados 1

Una biblioteca desconocida es como una inmensa jungla. Y uno está al borde de ese mundo incitante como en la peli La selva esmeralda, dudando si adentrarse entre sus estantes y libros o quedarse fuera para siempre, fuera de sus escondidos secretos, de tantas historias, pasiones, aventuras, sueños…

maxresdefault

El viernes pasado me asomé por primera vez, tomé la senda que sale del hall de la planta baja y llega hasta el límite de la jungla: la pared del fondo de nuestra biblioteca, sus sugerentes estantes llenos de los libros más leídos, los juveniles (me he enterado de que hay otros tesoros literarios tras una puerta más o menos secreta, como en la peli El nombre de la rosa). Recorriendo rápida y sistemáticamente los estantes pude reconocer viejos amigos, libros que he leído de niño, de joven o ya de mayor, libros que han contribuido a que sea el que soy, a que vea el mundo a través de los ojos de aquellos que los escribieron. Mundos imaginados, pasados que nunca viviré, mujeres y hombres que nunca habría conocido si no fuese por esas páginas. Poco a poco iré dejando aquí piedrecitas para orientarnos en este bosque, marcas virtuales en los árboles por si alguien quiere seguirme en mi aventura lectora…

KIM de Rudyard Kipling

Aventuras en estado puro. Un viaje por la India colonial escrita por un británico nacido en la India y que llegó a amarla como nadie. Yo no he estado en la India, pero he estado en la India leyendo Kim. Prácticamente mi primer libro, regalo de un tío mío que tenía una librería. La historia de un chico entre dos culturas que es reclutado como espía por los ingleses y acompaña a un santón en su búsqueda de un río milagroso. Eso y cientos de cosas más. Lo tenéis en versión completa y también en la adaptada.

kim

 

No quiero alargarme. Tenemos una biblioteca silvestre, salvaje, debajo de la rampa de acceso al instituto (como los templos del Valle de los Reyes). Podemos domesticarla como quería el zorro de El Principito en aquel inolvidable capítulo 21. Para domesticarla, hacerla nuestra, hacerla única, hay que dedicarle tiempo. Solo tiempo.

Enlaces para los curiosos/as:

Capítulo 21 de El Principito

Película La selva esmeralda

Película El nombre de la rosa

 

Antonio Alcaide (profe de Lengua, entre otras cosas…)

Concursos contra la violencia de género

Con el Día internacional contra la violencia de género en un horizonte que seguimos esperando que algún día sea solo un mal recuerdo, os invitamos a participar en los siguientes concursos:

Concurso de microrrelatos Mónica Carrión

La Delegación de Igualdad y Juventud de la Diputación de Granada convoca el III Concurso de Micro-relatos contra la Violencia de Género “Mónica Carrión”, dirigido a los chicos y chicas de 12 a 20 años de nuestra provincia.

Las obras a concurso tendrán un máximo de 100 palabras y deben:

• Reflejar las trampas del amor romántico.

• Evidenciar la existencia de una salida, con un trasfondo positivo, que destaque la fuerza de las mujeres frente a los malos tratos, así como su capacidad de recuperación.

• Contribuir a la sensibilización social, sobre todo de adolescentes y jóvenes, acercándose a sus experiencias.

 

Las propuestas se presentarán por E-mail hasta el día 27 de octubre de 2017 a la dirección micro-relatos@dipgra.es.

 

Las personas interesadas pueden consultar las bases y solicitud de participación en el archivo adjunto.

 

Pueden realizar cualquier pregunta sobre el premio dirigiéndose al correo micro-relatos@dipgra.es.

Concurso de carteles

Por primera vez en el centro convocamos un concurso de carteles en el que esperamos que os animéis a participar.

Tenéis hasta el día 16 de noviembre para presentar vuestras obras y podéis haceros con alguno de los tres premios en cheques canjeables (30€ para 1º y 2º de ESO, 30€ para 3º, 4º y FPB y 50€ para Bachillerato y FP).

Podéis consultar las bases completas en el siguiente enlace:

I CONCURSO DE CARTELES: DÍA CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

 

 


Guerra y paz

Desenjaula las palabras:

no las cuentes ni las rimes”

Estos dos inéditos octosílabos podrían ser, merecerían ser, el comienzo de un bello poema de amor. Yo voy a utilizarlos como inicio de la reseña del apabullante libro que es Guerra y Paz. Y digo libro porque si el propio Liev Tolstói no quiso calificar su obra como novela no seré yo quien así la catalogue aunque seguro que alguna vez a lo largo de este texto de este modo la llamaré.

Os estaréis preguntando tal vez el porqué de la elección de estos dos versos, qué he visto en ellos que me haya llamado la atención. Intentaré explicarlo.

Imagino que al igual que un amante precisa en algún momento dar rienda suelta, desenjaular, todas sus alegrías, todas sus penas, todas sus tristezas, todas sus emociones, Tolstói debió en algún momento sentir que “necesitaba” poder expresar, dejar constancia escrita , de todo ese caudal, que a veces nos parece incontinente, de emociones. Ciertamente que tampoco contó sus palabras, y a fe que debemos estar contentos de que no lo hiciera, hemos de agradecerle que se desbocara, que casi no pusiera límite a su relato. ¡Y que no optara por utilizar la rima!

No es Guerra y Paz una lectura fácil. Posiblemente sea necesaria una relectura para poder siquiera acercarse a todo lo que Tolstói quiso reflejar. De entrada su extensión, casi dos mil páginas en las ediciones convencionales, un lentísimo avance en “los tantos por ciento” en las más tecnificadas, hace que lanzarse a por la obra sea tarea de riesgo. Más aún acostumbrados como estamos todos a la facilidad de lo inmediato, al mando a distancia que nos permite disfrutar, ¿disfrutar?, del cambio de canal sOlo por el mero hecho de cambiar; de los libros sencillos de leer; de las conversaciones virtuales reducidas a palabras apenas semiescritas acompañadas de emoticonos ( ¡jamás pensé que utilizaría esta expresión!)…

Estudio de Tolstoi en Yásnaia Poliana

Sigue leyendo